Los muros entre algunas de las habitaciones están terminados.

En la planta superior cambiamos el suelo de madera que crujía demasiado.

¡La manera suiza de reparar un lavabo!

Lukas, nuestro experto en baldosas de Vairochana Zentrum, en acción.

Se asegura de que las baldosas van a encajar.

El suelo recién puesto de la habitación de la cocina…

… y la cocina esperando a ser instalada.

La ropa de Bjorn era apropiada para ir al notario, ¡pero quizá no tanto para ayudar en el Kailash!

La instalación de la cocina…

… y el resultado en rojo…

… y blanco.

Mila vino desde Inglaterra para rellenar nuestra estatua de Buda.

Al parecer le encanta la vista.

Mila en acción.

Mila y Yolanda, que dorarán la estatua de Buda.

Mila reparando la estupa.

Los dedos de Yolanda son ágiles no solo para limpiar la estatua de Buda…

… ¡sino también para preparar un delicioso chocolate suizo para el descanso!

La estupa se tuvo que rellenar de nuevo.

Durante la Pascua nevó con intensidad en Suiza.

La Pascua en el Kailash.

Conejitos de Pascua suizos ;-)

Se comienza con el andamiaje después de la Pascua y hay buenas noticias para los que no les gusta el sol ¡jamás!

Y nieve otra vez.

Mientras, por dentro se han quitado las viejas puertas y marcos.

Los nuevos marcos de metal se están instalando.

¡Qué desorden otra vez!

Palden ayudando con los marcos para las puertas –él tiene muchas habilidades–.

Se ha terminado el trabajo y ya está bastante limpio de nuevo.

Ahora que el tiempo y la temperatura son agradables, es hora de instalar el nuevo tejado.

No se preocupen, no pondremos el camión sobre el tejado –solo el material–.

Esta vez nuestro pedido de cielo azul fue aceptado.

Y una vez más, trabajo de precisión por parte del equipo en el helicóptero

… para poner el material sobre el tejado…

… y no estrellarse contra la chimenea.

Sepp Karlen, nuestro experto en tejados, con las hermosas piedras antiguas que se van a reemplazadar en el tejado.

Palden en la cumbre del Kailash.

El nuevo tragaluz para una de las habitaciones superiores.

Vista de la aldea hacia Kailash…

… y del tejado hacia la aldea.

Yolanda tiene muchos talentos…

… y Palden se va convirtiendo poco a poco en un suizo cocinando el famoso rösti. ¡Cuando visites Suiza, debes asegurarte de probar este plato!